Es posible que en estos momentos estés embarazada y te preguntes qué derechos laborales tendrás los próximos meses en tu trabajo. No te preocupes, en este post te explicamos los derechos de los que podrás disfrutar durante tu período de embarazo y los derechos que tendrás cuando nazca tu hijo.

“La legislación española protege a las madres con unos derechos que te permitirán cuidar a tu pequeño mientras conservas tu puesto de trabajo y tu sueldo

Los derechos laborales durante la maternidad

Lo primero que tienes que saber es que como trabajadora tienes derecho a seguir con tu actividad laboral durante los meses de embarazo, excepto que tu médico te recomiende coger una baja médica por observar riesgos para la gestación.

Una vez que te incorpores de nuevo a tu trabajo, tienes el derecho a regresar a tu mismo puesto, aunque la empresa haya contratado a otra persona para cubrir tus tareas durante el período que hayas estado de baja por maternidad.

Cuando nazca tu hijo podrás disfrutar ininterrumpidamente de 16 semanas de baja maternal, durante las cuales percibirás tu salario al completo. Las primeras 6 semanas son obligatorias para la madre, pero las 10 restantes se pueden compartir con el padre, si él también trabaja.

Sin embargo, este periodo de baja puede variar:

  • Si has tenido gemelos o trillizos se añadirán 2 semanas más por cada hijo, a partir del segundo.
  • Si tu bebé es prematuro, tendrás las 16 semanas más todo el tiempo de ingreso hospitalario hasta las 13 semanas como máximo.
  • Si tu pequeño padece alguna minusvalía, la baja se podrá ampliar hasta las 18 semanas.

Si tu baja maternal coincidiese con tus vacaciones, puedes acumular esos días y utilizarlos posteriormente, ya que tienes derecho a disfrutar de tus vacaciones, incluso aunque haya finalizado el año natural al que correspondiesen dichas vacaciones.

Además, el padre cuenta ahora con 4 semanas de permiso (hasta el 2017, los padres tenían 13 días más 2 por el Estatuto de los Trabajadores). Y por cada hijo a partir del segundo, puede añadir 2 días más de baja.

Tanto el padre como la madre, tenéis el derecho de exigir una reducción de jornada, si necesitáis tiempo para cuidar de vuestro hijo hasta que cumpla los 12 años. Aunque esta reducción conlleva una reducción del salario.

Permisos de lactancia

Es importante que sepáis que como padres tenéis el derecho de reducir vuestra jornada laboral para amamantarlo, a través de la lactancia materna o la artificial.

Este permiso estará vigente hasta que el niño cumpla 9 meses o 12 meses, si sois funcionarios.

El tiempo del que dispondréis para darle de comer será de 1 hora, que puede dividirse en 2 periodos de media hora o hacerse de un tirón.

En caso de que hayáis solicitado reducción de jornada, tenéis derecho a la hora de lactancia íntegra, y no a un periodo proporcional al número de horas de trabajo.

Por otra parte, si consideras que como madre puedes experimentar riesgos durante el tiempo que dure la lactancia, puedes consultar este documento que ha elaborado la Asociación Española de Pediatría y el Instituto Nacional de la Seguridad Social.

La maternidad como causa de discriminación laboral

Ser madre trabajadora puede dar lugar a conflictos laborales, como discriminación, acoso o despido. Por ello, hay una serie de derechos que os protegen.

¿Qué tienes que saber?

  • No se puede despedir a una mujer embarazada por el mero hecho de estarlo. Este despido es nulo. Solo te pueden despedir si hay otro motivo justificado diferente, como, por ejemplo, el fin del periodo del contrato.
    Recientemente, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha considerado que la legislación española, que permite el cese de una trabajadora embarazada con motivo de un ERE, no es contraria al derecho europeo, siempre y cuando el despido no esté relacionado con el embarazo y la empresa comunique por escrito los motivos justificados de dicho cese.
  • La ley española prevé la nulidad del despido en caso de despido motivado por el embarazo, maternidad o ejercicio de derechos relacionados con ser madre trabajadora.
  • Asimismo, en caso de ser víctima de conductas discriminatorias o acoso laboral, la ley prevé la posibilidad de reclamar la extinción de la relación laboral con derecho a una indemnización equivalente a la prevista para el despido improcedente.
  • La tercera vía compatible con las dos anteriores es denunciar en la Inspección de Trabajo, reclamando que se ponga fin a esa situación, con posibles sanciones para la empresa que ejerza o permita estas conductas abusivas y discriminatorias.

Si quieres ampliar más información sobre los derechos laborales durante la maternidad, puedes hacerlo en los siguientes documentos:

En López Carbonell Abogados somos especialistas en Derecho Laboral. Por lo que, si tienes alguna pregunta relacionada con este tema, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

Analizaremos tu caso y te ayudaremos a dar la mejor respuesta legal a tu situación.